Posteado por: kokowada | marzo 18, 2008

El ataque de la bacteria polaca

Siento no haber escrito antes, pero para todo aquel que no lo sepa he estado desde el día 27 de Febrero ingresada en el hospital Banacha de Varsovia. Así que aquí va un resumen de lo que pasó:

Tras la llegada a Varsovia y probar la vida Erasmus previa al comienzo de las clases, es decir piwo, piwo, más piwo, fiesta, fiesta y más fiesta, y por fin encontrar a Erasmus españoles y ¡sorpresa! De la misma residencia que yo, Javi de Donosti y Óscar de Sant Cugat del Vallés. No paramos ni un momento, conocer la ciudad y entre fiesta y fiesta pasaron los primeros días, por cierto en más de una fiesta más bien lo que no encontrábamos eran polacos porque estaba todo plagado de españoles.  En definitiva que tras esos diez días el domingo estaba molida y me dolía la garganta así que me quedé en el cuarto. Por la noche vinieron a verme Óscar y Javi junto con mi mentor y algunos amigos más.

El caso es que al despertarme el lunes la parte del ganglio izquierdo de mi cuello estaba hinchada. Era tal la hinchazón que parecía que me iba a nacer un Alien del cuello en cualquier momento.  Y lo peor no era eso, sino que además no podía ni comer ni beber ni hablar, así que como iba de mal en peor le pedía a Bartosz (mi mentor) que me acompañara al médico para que me recetara algo. A las 12 fuimos a la clínica de la residencia Mikrus que se supone que es donde está el médico de los Erasmus. Allí el médico dijo que simplemente se trataba de una inflamación de la garganta provocada por alguna bacteria polaca fruto del cambio de clima y la humedad de Varsovia (como si Bilbao fuese precisamente seco) y me recetó antibióticos y unas vitaminas junto con reposo durante 5 días aunque según él la hinchazón remitiría en 2-3 días. Así que envié un mail a las universidades tanto a la de Bilbao como a la de Varsovia para avisarles de mi situación. Gracias a las visitas de Óscar y de Javi que me traían suministros, me alegraban el día y me hacían la comida (aunque yo realmente no comiera) se me pasó el lunes, martes y miércoles por la mañana.

Pero la cosa iba de mal a peor, la hinchazón no había disminuido sino más bien se había movido a la parte central del cuello (parecía que tuviese bocio) y se estaba poniendo de un color rojizo horrible así que puesto que Bartosz se había ido a su pueblo porque también estaba enfermito opté por llamar a Félix (el chico de mi uni que el año pasado estuvo de Erasmus aquí y se quedó a vivir aquí y trabaja en la embajada). Gracias a él me pidió cita en una clínica privada en el hotel Marriot (en el centro) y una de las mejores de la ciudad. Hay que pagar unos 20 euros la consulta y como la cita era a las tres de la tarde y Félix y Óscar tenían que trabajar me llevé a Javi para que me ayudara. Nada más verme el médico me lo pintó muy mal y me dejó claro que era imposible repatriarme para que me trataran en mi país y no aquí, que estaba grave y que aunque quería que me viese otro especialista probablemente tuviese que ir al hospital de inmediato. El otro especialista confirmó las peores noticias y nos dijo que esperásemos porque me iban a llevar en ambulancia al hospital. El caso es que tras demorarse un rato al final nos viene un chico y nos dice que para ir en ambulancia cuesta unos 300euros y que sino pues que vayamos por nuestros propios medios, ¡flipante! En definitiva que salimos y nos cogimos un taxi que aunque nos clavó para lo que valen aquí los taxis porque había una caravana de muerte pues por lo menos no pagamos 300euros.

Hospital de BanachaLa llegada al hospital (es el que veis en la foto) fue algo caótica porque es enorme y no sabíamos dónde teníamos que ir exactamente y entre unos y otros nos marearon un rato, al final alguien se apiadó de mi jeto y me dio una silla de ruedas y nos llevó al sitio correcto. Allí me tuvieron una hora preguntándome (aunque contestaba Javi) y mirándome mil cosas  hasta que al final me subieron a la planta de otorrinolaringología. Tras mirarme y remirarme con un espejito que previamente calentaban en un mechero de alcohol (esto parecían técnicas de los años 20) me dijeron que me tenían que hacer unos cortes en el interior de la garganta para drenar el pus de la infección que tenía. Y ni cortos ni perezosos me hicieron dos cortes. Después puesto que no se puede quedar a dormir ningún familiar ni amigo en el hospital y que además necesitaba que Javi me trajese cosas de la res, se fue.   No dormí mucho, porque me dolía bastante la garganta debido a los cortes. Por cierto tuve suerte y en mi habitación del hospital había otras dos señoras. Una era polaca (parecía un señor más que señora) y otra señora también polaca, Elisabeth pero que está casada con un americano por lo que hablaba un perfecto inglés y gracias a la cual me pude comunicar con las enfermeras etc.

A la mañana siguiente aparecieron dos de ESN (Erasmus Student Network), la asociación de aquí que lleva todo lo referente a los estudiantes Erasmus, desde la asignación de plazas en los dormitorios, así como el seguimiento, recibimiento, asignación de mentores, organización de fiestas, eventos y viajes etc. En este caso vinieron Martina (cofundadora de ESN y ex presidenta de la misma) y Pawel (el que tramita los alojamientos).  En verdad a ambos ya les conocía por las fiestas y las reuniones que habíamos tenido previamente. Total que cuando estaba hablando con ellos me dijeron que tenían que volver a hacerme cortes en el interior de la garganta. Esa tarde vinieron a hacerme compañía Javi, Óscar y David. Pero lo peor vino por la noche…Me acosté temprano después de estar conversando largo rato con Elisabeth, que me contó que como no había podido tener hijos tenía cuatro yorkshires  preciosos de los cuáles me enseñó fotos pero en cuanto me tumbé empecé a vomitar….¡sangre! Así que me acojoné, y llamé a la enfermera, que tardó en venir un montón. Cuando por fin me hizo caso me llevó a la sala de curas y llamó a un médico, cuyo nivel de inglés era tristísimo y no me decía más que no sabía de dónde era la sangre, pero que no me preocupara y me fuese a dormir. Y la enfermera no paraba de agarrarme e insistir (en polaco, por supuesto) en que metiese en la cama pero cada vez que me tumbaba vomitaba más y más sangre. No dormí y estaba de los nervios.

Por la mañana acompañada por Elisabeth exigí ver a un médico o al jefe del departamento y además (tal y como me aconsejó Elisabeth que hiciese) amenacé con que en caso de que no me atendieran me iría a una clínica privada y dado que conocía a gente en la embajada española pensaba en dar a conocer mi situación. Pues…funcionó, vaya si funcionó, porque al final vino el jefe del departamento y tras recibir disculpas y ver cómo les reñía a la enfermera etc. Me empezaron a hacer más pruebas (él en persona) y por fin me explicaron qué tenía justo cuando llegaron Martina y Pawel de visita. Me contaron que tenía una infección y que era muy grave, de hecho que me tenían que operar esa misma mañana porque la infección se estaba expandiendo y no querían que llegase al corazón o los pulmones (cosa que si esperaban un día temían que pasase) en cuyo caso podría provocarme la muerte. La infección estaba provocada por una bacteria anaeróbica (que no necesita oxígeno para vivir) y que estaba alimentándose de carne y que había producido un agujero con gas tóxico y pus en mi garganta y era necesario eliminar la infección y tratarme con antibióticos muy potentes. Ahí flipé, y tras firmar los papeles de reanimación, intubación y avisar a mis padres en Bilbao que en ese momento se encontraban en el departamento de internacional de mi universidad y que habían decidido pillarse el primer vuelo para aquí, me llevaron a quirófano. Lo siguiente que recuerdo es despertarme en UCI muy dolorida y atontada. Después me subieron a una habitación contigua a la anterior que tenía pero individual en la que estaba Pawel atendiendo al teléfono a toda mi familia y organizando la recogida y traslado del aeropuerto de mis madre y mi novio que llegaban en unas horas.  También apareció el coordinador de Internacional de mi facultad de Varsovia para ver cómo me encontraba.  Al cabo de un par de horas llegaron mi novio y mi madre, que estuvieron un rato, y luego mi madre se fue a una residencia para invitados Erasmus a dormir puesto que era mejor que se quedara mi novio que por lo menos sabe inglés y me puede ayudar si necesito algo.

Después se suponía que todo era ya recuperación, pero en una de las múltiples pruebas que me hicieron el día 3 descubrieron que la infección aún no estaba totalmente controlada y que había fluidos en otra parte de mi cuello por lo que tuve que volver a pasar por el quirófano de nuevo. 

Las cicatricesA partir de entonces los días se fueron sucediendo uno tras otro encerrada en estas cuatro paredes del hospital. Poco a poco podía mover más el cuello y el día de mi cumple el 10, me quitaron la sonda y empecé a comer (me trajeron pastelitos, aunque sólo comí nata), pero debido a los cortes, cicatrices y el agujero que hizo la bacteria que ahora se estaba curando tuve que aprender a comer de nuevo. Y empezaron a dejarme dar paseos (porque sino de estar tumbada tenía retención de líquidos y se me hinchaban las piernas)  primero por mi planta y luego por el hospital (por lo que podía ir a la cafetería).  Aún no muevo el cuello con soltura porque todavía se me están curando las cicatrices (podeis verlas en la foto, aunque ahí aún no me habían quitado el punto de la última y ahora están algo mejor) pero cada día va mejorando aunque tendré que ir a un masajista.

Como hechos relevantes el día de mi cumple recibí dos peluches: uno una vaca cowboy de Juan Carlos (el jefe del Departamento de Internacional de Deusto  que estuvo aquí visitándome) y otro, un mono, de mano de Asia junto con una postal de parte de todos los de ESN y firmada por mogollón de Erasmus dándome ánimos. Y por lo demás me he dedicado a leer el libro que me prestó Óscar “La Catedral del Mar”, el que trajo Asier “Festín de Cuervos” (de la saga Canción de Hielo y Fuego) y a ver series en el ordenador como Reaper, Las crónicas de Sarah Connor, American Dad, Familly Guy, Lost, Jericho, Kyle XY, Los Simpson (temporada XIX) y pelis como Van Wilder 2, American Pie V, American Pie VI, 300, Batman Begins…

Hasta que por fin hoy  18 de marzo, me han dado el alta y he vuelto a Pineska (mi resi), aunque por poco tiempo porque he conseguido mudarme a Riviera, la mejor resi de Varsovia y a la que ya se han mudado Javi, Óscar y David. Mañana intentaré hacer el traslado e ir a la uni a hacer el papeleo para poder ir a clase el jueves porque el viernes comienzan las vacaciones de Semana Santa.

Anuncios

Responses

  1. Wada me alegro un montón de que ya t hayan dado el alta!!!!

    Si es q vaya historias q t pasan…….

    Bueno en verano tenemos pendientes unas chuletas asadas x el señor Carmelo, así q hasta entonces cuidate y no nos vuelvas a dar estos sustos!!!

    bsss

  2. esa wadalix!!!!! bonito post. La verdad es que la bacteria te ha hecho esperar para actualizar esto.

    Pues la alegría inunda ahora mismo al saber qeu ya vas mejorando y seguro que ahora son todo “viven felices y comen perdices”. XD

    enga!!! besitos y a ponerse buena!

  3. Niñaaaaaaaaaa que bien!!!! Ayyyy no sabes cómo nos tenías aquí a todos esperando noticias, Asier enviaba reportes y así sabíamos como iba el baile, pero hacía falta leerte “en persona”

    Apapachos y que termines de recuperarte del todo. Ánimo con las clases y diviértete montonones. Te cuento que POR FIN encontré trabajo, y cuando vuelvas por aquí, estás cordialmente invitada a conocer mi casita nueva 😀

    Musutxotes!

  4. Hola!
    Somos 3 alumnos que nos han asignado las plazas de Erasmus a Varsovia para el curso que viene (Somos de Ing. Informatica). Leimos tu primer post y estabamos pendientes de nuevas noticias para saber como era la vida por alli. Al leer tu nuevo post, nos hemos asustado un poco, esperamos que vayas mejorando =).
    Nos gustaria que nos pudieras mas cosas sobre todo acerca de las residencias, la universidad y como funciona lo del erasmus por alli. Estaria bien poder ponernos en contacto, te pareceria bien intercambiarnos emails? Pasaremos por aqui para ver tu respuesta.

    Pasalo bien y lo dicho, que te recuperes!

  5. Wadi pequeña!
    Se me acaba de poner la piel de gallina al leer toda la historia desde tu propio punto de vista, uf! Pero mi Wadi tiene carácter y sabe como hacerse oir, y es la más fuerte de Bilbo, Poland y más allá y ha conseguido vencer a la bacteria que estaba alojada en su precioso cuellito!
    Qué alegría que puedas estar escribiendo todo esto desde la habitación de tu resi (la antígua, jiji), pensando que todo lo malo ya ha pasado y que ahora solo te queda recuperarte del todo y disfrutar!!!! Qué bien, qué bien!!!!!
    Desde este momento solo quiero leer posts de lo bien que te vas recuperando, de todos los amig@s que te vas haciendo por ahí y de los lugares preciosos que vas descubriendo por Poland! Aquí hay un chico de Córdoba que estuvo un año de Erasmus en Cracovia y anda profudamente enamorado de todo aquello!!!
    Un besito desde Milwaukee pesiosaaaaaaa!!!

  6. ¡Hola Wada!

    Al principio, cuando vi que no actualizabas el blog me dije: “ha empezado bien, pero ya se le ha olvidado. Mucha fiesta, seguro”. Luego, alguien dijo que Asier estaba mandando emails en tu nombre explicando la situación.

    La historia es increíble, pero sobretodo terrorífica. Bueno, qué te voy a contar yo. El caso es que me alegro de que ya estés bien. Menudo Erasmus. A ver si ahora todo mejora y puedes disfrutarlo a tope.

    ¡Cuídate!

  7. Wadamus…en resumen…como se llama lo que te atacó???
    o como fue que lo cogístes…???
    Eso del descuido e indiferencia del personal del hospital por demás condenable, pasa en todos los países con los extranjeros… lo experimente con unas amigas de la beca… asi que fui enfermero por días….luego a ellas les toco atenderme… en esa isla social de los ajenos en terreno inospito….¡¡¡

  8. Hello webmaster
    I would like to share with you a link to your site
    write me here preonrelt@mail.ru


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: